Los Restaurantes más Freaks del Mundo

Publicado en: Manjar (Agosto 2015)

Modern toilet¿Vas a salir a cenar y no sabes donde? ¿Estás buscando algo distinto? Pues abróchate el cinturón porque nos vamos de viaje.

En la aventura por ofrecer lugares insólitos, me he dado cuenta que, en el mundo de las rarezas, los restaurantes han encontrado un filón.

Hello Kitty 2No contentos con extrañas comidas tipo ojos de tuna (se comen en China y Japón), bizcocho de sardinas (Inglaterra) o chinches salteados (en algunas zonas de África) que algunos restaurantes han querido sacar de contexto, los humanos hemos sido capaces de crear engendros sorprendentes. Y es que la comida da para mucho.

Fantasías de cualquier calibre se hacen realidad alrededor de una mesa. Pero no todos son iguales ni satisfacen las mismas inquietudes.

 

Un mundo ideal

Dirigidos a clientes con síndrome de Peter Pan y traumas infantiles no superados, en este grupo entran desde el Hello Kitty Dreams (Pekín), donde el color rosa y el omnipresente rostro de la gatita pueden llegar a provocar pesadillas, al Ninja (New York) que te traslada al Japón feudal, con camareros karatekas que no dudarán en dejarte K.O. camino al baño.

AliceMás o menos lo mismo es The Buns and Guns (Líbano), esta vez con temática guerrillera (perfecta para el Beirut ocupado) y sonido surround de explosiones. En el Alicie in Wonderland (Tokio) bajo un techo de naipes probarás su risotto cheshire cat o la pizza reina de corazones, y en la vecina Taipei te embarcarás en un avión. El A380 in-flight no solo tiene forma de cabina, sino que es ideal para quien tiene miedo a volar pero no quiere renunciar a la “exquisita” comida de a bordo.

 

 

Fetish Food

Si buscas emociones más fuertes, estos son tus lugares. La escatología es una temática recurrente, y triunfan los restaurantes inspirados en las necesidades más básicas. Hay muchos repartidos por el mundo, pero en el Magic Restroom Café (California) te zamparás tus noodles en unos baños públicos y en el Modern Toilet (Taipei) además te los servirán en un mini-inodoro.

The clinicEn The Jail (Bombay) comerás entre barrotes, porque una cárcel es el ambiente de este claustrofóbico comedor, con grilletes y música de DJ incluidos. Hospitalis (Letonia) y The Clinic (Singapur) van de sanatorios, con sillas de ruedas y mesas de quirófano. Allí, con instrumental clínico en lugar de cubiertos degustarás platos titulados morfina o ántrax y beberás en probetas o bolsas de suero.

Para necrófilos, el ataúd más grande del mundo alberga el Eternidad (Polonia), un restaurante-funeraria amenizado con rituales mortuorios típicos de la región. Y en Heart Attack (Las Vegas) aseguran que sus hamburguesas son capaces de elevarte el colesterol a las nubes y llevarte a la muerte. La Bypass Óctuple son dos libras de carne, ocho rebanadas de queso y 16 lonchas de tocineta, servidos entre un par de panes rebosantes de manteca. Ellos ostentan el Récord Guinness de la hamburguesa más calórica, la Cuádruple, con 9,980 calorías.

NyotaimoriPero quizás el summum fetish es la cadena japonesa Nyotaimori, donde sirven el sushi y el sashimi sobre el cuerpo desnudo de una mujer. Podrás comer y mirar, pero deberás tratar bien a las modelos, no hablarles, tocarles o pellizcarles y no hacer comentarios inapropiados sobre ellas. Dicen que el cuerpo de esas bellezas orientales le da a la comida nipona la temperatura ideal y por eso sabe delicioso.

Robot restaurantPara tacaños que no gustan dejar propina, nadie les va a mirar mal en el Robot Restaurant (Hong Kong) pues los meseros son unos simpáticos (y siempre sonrientes) autómatas. Lo mismo que en ‘s Baggers (Nuremberg, Alemania) donde los platos llegan a la mesa por un sistema de vías, tipo montaña rusa.

Experiencias sensoriales

Beer Spa RestA estas alturas no creerás que hay un “más difícil todavía” ¡Aunque lo hay! Algunos restaurantes traspasan su oferta más allá de la decoración o la comida y quieren brindar una experiencia más estimulante. Por ejemplo en el Beer Spa Restaurant (Praga) puedes terminar la comida dándote un baño de cerveza calentita (dicen que rejuvenece la piel) o en Dans Le Noir (París y Barcelona) sensibilizarás los sentidos porque comerás en la más absoluta oscuridad.

Remojados en cerveza o con los ojos vendados terminamos nuestro viaje, un insólito recorrido por los comedores más freaks del planeta.

Si te ha gustado la entrada twittéala, aunque prefiero que dejes tu comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s